Esperando a ser querido

7 abr.

Una pequeña ha sido la motivación. Quería ofrecerle una cosa entrañable, que la emocionase. Es una niña muy dulce, un cachito de pan.

Como ocurre cuando vas a elegir un cachorro… ¡Las muñecas siempre deciden por mí! Con los tejidos en la mano es la muñeca quien me dice “Eh, creo que estaría genial con esta ropa!”. Y así ha sido.

REcordé un patrón que había encontrado en Revoluzza hacía un tiempo. Una carita dulce, como la pequeña, un cuerpo entrañable para achucharlo, … Y éste ha sido el resultado:

Un conejito para una princesa

¿Qué os parece? La pequeña está encantada con él 🙂

Advertisements

¡Dame tu opinión!

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

Connecting to %s