Amigurumi, postres… ¡mucha actividad!

14 ag.

¡Buenos días!

Si me sigues en IG ya lo sabes… ¡Estoy de vacaciones! Tan tan de vacaciones que, aunque tenía un montón de planes e ideas para compartir, he hecho una cura total de desconexión y me he mantenido alejada del portátil. Y es que, siendo mi herramienta de trabajo, no hubiera desconectado del todo… y habría terminado por echar un ojo al correo del trabajo, o al perfil de LinkedIn, o…

Por esto, al final han ido pasando los días y las semanas. Ya casi se me acaba el relax, las mañanitas en la playa, las bravas con cervecita, y todas esas cosas estupendas que tiene el veranito cuando dispones de toooodo el tiempo del mundo. Y se me ha echado el tiempo encima. Sí, sí, tan encima, que a medio agosto voy yo, con un par, y te traigo mi resumen de julio. ¡No tengo vergüenza! :”D

Un mix de todo, porque julio ha dado para mucho:

  • Decorar el bizcocho que una amiga encargó para su chico, que cumplía años. un bizcocho gigaaante para más de 60 personas. Tuve el tiempo más que justo para darle una mano de ‘chapa y pintura’, pero no quedó tan mal. Un guiño al gran Michael Jackson de quien el cumpleañero es fan.
  • Un postre fácil con un poco de bizcocho de chocolate que tenía en casa y la trufa de chocolate blanco que sobró de la decoración del bizcocho.
  • Un amigurumi en formato sonajero que tenía a medias (como tantas otras cosas), y que terminé para la peque de una amiga.
  • Un bolsito de trapillo que hice el año pasado… Vale, ya lo sé, no es de este julio, pero es que lo tenía guardadito esperando forrarlo y finalmente decidí rematarlo y dejarlo tal cual. El motivo. Es de medida justita, para paseos veraniegos en los que llevas lo justo para apalancarte en alguna terraza, y como mi móvil es infinitamente mayor que el que tenía el año pasado, si le ponía forro no me cabía el móvil 😉
  • Montones de compritas. Mi flechazo del verano, un bolso azulón monísimo de la muerte que vi en Anuska, contra cuya atracción estuve luchando hasta que no pude más.
  • Para mi chico, una sorpresa divertida que le organicé para recibirle del trabajo el día de su cumple. No me preguntes, pero me hizo una gracia tremenda comprar un montón de horteradas en el chino y montarle una fiesta infantiloide. Creo que para sacarle unas risas, antes de darle el regalo más deseado de la historia. Un ordenador nuevo, porque nuestro portáil murió y el sobremesa no funciona ni pedaleando 😀

Visítame en Google+Instagram Pinterest o Twitter

@unamentinquieta!

Recuerda que puedes contactarme en unamentinquieta@gmail.com

Anuncis

¡Dame tu opinión!

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

Esteu comentant fent servir el compte WordPress.com. Log Out / Canvia )

Twitter picture

Esteu comentant fent servir el compte Twitter. Log Out / Canvia )

Facebook photo

Esteu comentant fent servir el compte Facebook. Log Out / Canvia )

Google+ photo

Esteu comentant fent servir el compte Google+. Log Out / Canvia )

S'està connectant a %s